lunes, 7 de abril de 2014

Españoles a subasta

Christie's saca a subasta una importante selección de originales de cómic, que van desde el Astérix de Uderzo hasta el Tintín de Hergé, pasando por numerosos autores españoles.

Un original de Ana Miralles, por ejemplo, se ha vendido por casi 40.000 euros, y es que la selección autores españoles es suculenta: Juanjo Guarnido, Antonio Palacios, Enrique Corominas, Carlos Giménez o Miguelanxo Prado.

Algunas noticias en los medios aquí y aquí.
--

miércoles, 19 de marzo de 2014

Nuevo premio para Paco Roca

Son muchos los que pensaron que entre todo lo realizado por Paco Roca, con “Arrugas” habría un antes y un después, pero da la impresión de que no ha sido así pues los premios concedidos a Paco han continuado siendo el último el llamado “Zona Cómic” que las librerías especializadas integradas en Cegal”, le han otorgado por su trabajo titulado “Los surcos del azar”, un tebeo que a través de los recuerdos de Miguel Ruiz, un excombatiente de la Guerra Civil Española, reconstruye la historia de La Nueve una compañía compuesta en su mayoría por exiliados españoles integrada en la segunda división blindada del general Leclerc, que fue la primera que entró en París la noche del 24 de agosto de 1944 después de la ocupación nazi.

Para asistir a la entrega el sábado 22 del pasado febrero, un grupo de personas vinculadas al mundo del tebeo, acudimos a la librería especializada “Imágenes” de Valencia a donde también acudió –aparte de Paco Roca-, el librero Vicente Cuenca y el editor de Astiberri Javier Zalbidegoitia que dijo que Paco se había caracterizado por dar vida a obras como  “Arrugas” pero también a otras muchas aunque en distintos estilos y siempre con un toque de humor. El proceso de la puesta en escena del último cómic fue para él algo revelador en el que fue entrando paso a paso, peldaño a peldaño con los que se iba emocionando a medida que iba recibiendo los nuevos capítulos. El primer conmovido por la historia fue él y como editor pensó que la obra, una vez acabada, también iba a gustar al público en general, lo que fue corroborado por la práctica con una primera tirada de 10.000 ejemplares que se agotaron en un mes, por lo que hubo que suplementarla con una nueva tirada de 5.000, a la que se ha agregado una última de 7.000 lo que le convierte en un éxito similar al de “Arrugas”. Paco no tiene claro que obra puede o no puede funcionar, eso, según él, quien mejor debe saberlo es el editor que es quien lleva los trabajos a imprenta. Piensa que es muy importante tener detrás a un editor en quien confiar sobre todo si tienes la  impresión de que has perdido el rumbo; y es entonces cuando entiendes que es importante tener a alguien que ve lo tuyo y te aconseja y anima ante tu inseguridad; a alguien que te sirva de frontón a donde mandar una idea que te vuelva rebotada en la forma que tú esperas; para un autor es fundamental esta forma de trabajar.

Paco Roca estuvo en París con dos excombatientes que dieron una charla sobre lo que fue La Nueve y la emoción que sintieron sus componentes, que no eran franceses, por haber acompañado a los generales De Gaulle y Leclerq, algo casi desconocido en el exilio francés y entre los combatientes del norte de África. Para dar vida a este relato Paco tuvo que documentarse a fondo gracias a lo cual convirtió la historia en un documental que facilitó el intercambio de ideas con un editor que siempre busca publicar cosas que se vendan bien porque interesan al público.

A la hora de documentarse Paco Roca contactó con el americano Robert Coale al que habló del tema de La Nueve. Coale no tenía mucha idea de lo que era el mundo del cómic y de lo que suponía esta forma de comunicación. Paco hizo las primeras páginas que le fue enviando hasta conseguir que poco a poco este colaborador terminara por entender que el cómic era lo suficientemente importante para contar cosas. Al final veía que éste en su condición de historiador, se alargaba y le aconsejaba demasiados cambios convirtiendo su trabajo en un sufrimiento, que en un momento dado hubo que cortar. Finalmente quedaron en que el punto importante de la historia fue la entrada de las tropas en París en la que estaban interesadas muchas partes, que tuvieron que aceptar que los primero en entrar fueron los de La Nueve y además sin pegar un solo tiro, a excepción del fuego amigo ya que por error se disparó al Ayuntamiento de París desde un tanque. La entrada en la capital de Francia no fue representada dentro de un clima especial, si no de tal forma para que el lector pensara, que por debajo de aquello, mas que una realidad lo que había era un documental, un ensayo.

La ayuda de Juan Rey, especialista en guerra y en particular en el tema de La Nueve, fue primordial porque le asesoró sobre la realidad de una guerra que Paco veía como si fueran episodios de hazañas bélicas, que de haberlos llevado a cabo, no hubiesen sido aceptados por un combatiente real.

Tal como pasó con “Arrugas”, Paco ha estado recibiendo mensajes de gente que cuenta cosas que ocurrieron a su familia en la Guerra Civil Española; alguno de ellos lo han hecho por primera vez porque no querían remover el pasado. Todo ello le lleva a pensar que su obra ha contactado con un público particular parte del cual ni siquiera lee tebeos; gente ajena al mundo del cómic pero interesada en determinados temas, gracias a la cual la obra no ha sido una ruina.

En cada nueva edición, gracias a las observaciones de esta gente particular, se han corregido errores. Los expertos militares señalaron en que cosas se había metido la pata; los tipos de aviones, ametralladoras, tanques, vestimenta etc. y en que sitios estuvieron o no estuvieron presentes en la contienda. En la tercera edición un lector habló de la entrada en París, en donde los parisinos esperaban la llegada de tropas francesas, pero fueron otros los que entraron primero.

Al final se procedió a la entrega a Paco Roca del premio II Zona Cómic, concedido por las librerías especializadas al mejor cómic publicado en España en 2013. El encargado de entregarlo fue  del librero Vicente Cuenca vinculado a “Imágenes”, que dijo, entre otras cosas, que la obra de Paco Roca es importante porque conecta muy bien con todo el público.

Después de dar las gracias, Paco se dedicó a firmar ejemplares de su obra a las que agregó el correspondiente dibujo.

José María Varona.
Foto: Carlos Ciurana.
--

lunes, 17 de marzo de 2014

Unicómic 2014


Regresan las jornadas universitarias de Alicante, como cada año, a finales de este mes de marzo en la mijor terreta del món.
Invitados la mar de interesantes y charlas por doquier, con un cartel realizado por Max Vento, invitado del año pasado. El programa, aquí.
--

domingo, 9 de marzo de 2014

Premios AACE 2014

La Asociación de Autores de Cómic de España (AACE) se complace en comunicarles los galardonados en los Premios AACE correspondientes a la edición del año 2014, elegidos democráticamente por sus socios y compañeros de profesión:

-Premio en reconocimiento a toda una carrera profesional en el cómic: Arturo Rojas de la Cámara.
Arturo Rojas de la Cámara (Valencia 1930) comenzó a publicar en 1949 en la revista Jaimito y Pumby (Editorial Valenciana),  pasando mas tarde por Bruguera y Ediciones Toray, y trabajando para Reino Unido donde colaboró en múltiples cabeceras.  Creó personajes tan emblemáticos como Eustaquio, el genio de la lámpara, Nabucodonosor y Pío o 7-7 cero a la izquierda. 
http://es.wikipedia.org/wiki/Arturo_Rojas_de_la_Cámara

-Premio a la trayectoria profesional de un autor a lo largo del año: José Luís Munuera.
José Luís Munuera (Lorca, 1972) es un autor de éxito en Francia. En los noventa, junto a Sfar, comienza la serie Les Potamoks  (Delcourt), y Merlin (Dargaud), más tarde se une a Jean-David Morvan, y publican tres tomos  de Sir Pyle S. Culape (Soleil), varios tomos de Nävis (Delcourt) con la colaboración de Philippe Buchet y emprenden la  publicación de las nuevas aventuras de Spirou y Fantasio (Dupuis). Entre otras obras, tiene más de 30 tebeos publicados en Francia. 2013 ha sido otro buen año para él. Ha publicado numerosos tebeos en el país vecino (Sortilèges, P'tit Boule & Bill, Les Campbell) y algunas de sus obras se han editado en otros idiomas (Zauber, Fraternity). Además, ha sido un año con exposiciones, charlas y eventos, como el homenaje que recibió en Múnich en el salón del cómic o su exposición retrospectiva en Córdoba en la sala ''Gran Capitán''. 
http://es.wikipedia.org/wiki/José_Luis_Munuera

-Premio a la institución, empresa o personalidad que haya apoyado al cómic español: Biblioteca Tecla Sala.
La Biblioteca Tecla Sala de L’Hospitalet es sin duda una de las bibliotecas mas importantes de Cataluña, y gracias a varias de sus colaboradores ha sido desde hace años muy activa en relación al cómic, realizando exposiciones o charlas  y publicando su boletín informativo Còmic Tecla, de distribución gratuita, en donde abunda tanto la información de novedades editoriales como los articulos relacionados. También ha sabido ir dotando el fondo de la biblioteca de un gran  numero de ejemplares con el que pueden trabajar estudiantes y profesionales.
http://www.l-h.cat/biblioteques/teclasala.aspx

La entrega de premios se realizará durante el 32 Salón Internacional del Cómic de Barcelona que se celebra del Jueves 15 al Domingo 18 de Mayo.
--

viernes, 7 de marzo de 2014

Comicguía 86: invierno

Delante de mi tengo un nuevo ejemplar de la revista “COMICGUÍA” -la número 86 que corresponde al periodo del actual Invierno-, que dirige y edita el veterano historiador, nacido en Torrente en 1938, Francisco Tadeo Juan.

La portada como en tantas ocasiones, está formada por un conjunto de viñetas de dibujantes varios entre los que se encuentran Giménez, Batet, Ambrós y Stan Lynde.

En la página tres, encontramos el clásico editorial de Tadeo en la que, a modo de homenaje, recuerda a determinados autores entre los que están Manuel Gago, Zata, Martín Salvador, Carlos Gimenez, Alfonso Font y en especial “Ambrós” (Miguel Ambrosio Zaragoza) a quien dedica las páginas que van de la 5 a la 21 (casi la mitad de la revista), en las que se incluyen unas notas biográficas de este autor, la carta que el dibujante envió a Tadeo con fecha 13 de julio de 1986, dos páginas con viñetas del Tarzán que él dibujó, mas otras dos que están consagradas a su “Capitán Trueno” –una parte de “¡El secreto de Haakon!”- y unos fragmentos de la amplia entrevista que le hicieron Jaime Marzal y F. Rodil en 1982, para la revista número 7 de RAACT.

La página 24 está dedicada por el editor al empresario italiano, fallecido en 2011, Sergio Bonelli que en el número 424 de la revista Zagor hizo un comentario sobre el uso de la expresión “OKAY”. En la siguiente carilla, se reproduce el contenido de un escrito que el dibujante Alfonso Font, ya citado, dirigió a Tadeo el 17 de diciembre de 2012 en la que el autor habla de su vida y de su trayectoria profesional.

Las páginas 26 y 27 han sido asignadas a los “entremeses” con viñetas consagradas a Johnny Hazard y al pájaro Fleebus que van acompañadas de dos chistes de Ortifus que nunca faltan. A continuación nos tropezamos con cuatro páginas: la primera contiene una historieta de “La familia Pepe” de G. Iranzo, la segunda una colección de viñetas de Palop que en su día se publicaron en “Jaimito”, la tercera otra historieta del personaje “Agamenón” de Nené Estivil y la cuarta y última, está dedicada a “El Capitán Pantera” de Carrillo.

Las páginas 32 a la 35 son para Francisco Batet, a quien se le recuerda con las ilustraciones que este dibujante hizo para el cuento de Andersen “La concha de oro” de la Editorial Cisne.

En la 36 Tadeo nos obsequia con un nuevo escrito en el que recuerda a Mickey Spillane y su doble: Mike Hammer. La 38 está consagrada a dos premios concedidos al recientemente fallecido José Ortiz y las siguientes –de la 39 a la 43- al personaje del Oeste americano Laredo Crockett de Bob Schoenke, del que se habló extensamente en el número 77 de “Comicguía”. Las viñetas que se publican, van acompañadas de un comentario del argentino Andrés Ferreiro.

 La contraportada está dedicada –galería de personajes- a Rip Kirby; en ella se incluye también, la partitura de la vieja canción navideña “God Rest Ye Merry, Gentleman”.

José María Varona “Che
--

jueves, 20 de febrero de 2014

1840: hoy se inaugura la exposición


Romance de Búfalo Bill

Tiempo ha, la Editorial Media Vaca presentó por primera vez un libro especialmente dedicado a Buffalo Bill, con texto del recientemente fallecido Carlos Pérez, basado en un poema, fechado en 1914, del poeta chileno Vicente Huidobro. El libro volvió a presentarse en otras ocasiones, y no sería extraño que la experiencia se repitiera como garantía de que el famoso Bill Cody y su romancero, tienen que seguir cabalgando todavía. El libro ha sido cuidadosamente editado en tapa dura con sobrecubierta, a las que se ha incorporado el título, el nombre del autor y el de Dani Sanchis, (que es el se ocupa de los “collages”

y de muchas otras cosas), dos ilustraciones en las solapas, realizadas por los niños Marcos y Pablo, y de un montón de personajes, que de una forma u otra, se citan o aparecen en la obra. Ya metidos en harina entramos en el libro y nos encontramos con más personajes y una amplia foto del mismo Buffalo Bill acompañado de un niño indio y de otro blanco, de más información y de otra foto del héroe al que el romance está destinado.

Seguimos colándonos en más páginas como la de los agradecimientos que son las que dan paso al prólogo y a los distintos capítulos del libro: Sioux y cowboys se pasean por Londres, Figuras legendarias del lejano oeste, Los zoológicos humanos, A la sombra del coloso metálico, El paisaje de la modernidad, y Vicente Huidobro y el romancero de Buffalo Bill, seguidos de un epílogo y los apartados consagrados a: Carlos Pérez, Dani Sanchis, a “Manifiesto tal vez”, créditos de la imágenes y bibliografía seleccionada. En las páginas 11 a la 19 el autor nos presenta a Phineas Taylor Barnum“, un soberano maestro de la mentira, que manejaba multitud de elementos y personas que manipulaba hábilmente con la sola intención de estafar y engañar, tal como lo hacía con “la sirena de las islas Fidji”, “los fenómenos humanos vivientes”, “la mujer bicentenaria” y “el general Pulgarcito” entre otros. El libro, en su capítulo uno, nos dice que allá por 1887, con motivo del jubileo de oro de la reina Victoria I (gobernadora del Imperio Británico), se paseó por Londres un espectáculo sobre el Salvaje Oeste americano dirigido y protagonizado por el explorador William Frederick Cody (1845-1917) más conocido como Buffalo Bill, que estuvo encargado, en su país de origen, de abastecer de carne de búfalo a los obreros del ferrocarril. Cody, al igual que otros, no se conformó con actuar solamente en el Reino Unido, también lo hizo en numerosos países Las páginas 30 a la 37 –capítulo segundo-, están dedicadas a determinados personajes que actuaron en el espectáculo de Buffalo Bill, de los que destacamos a Sitting Bull (Toro Sentado) vencedor en su día del General Custer, Annie Oakley la mejor tiradora de rifle de todos los tiempos, Buck Taylor considerado el rey de los vaqueros y Calamity Jane (Juana Calamidad) que lo fue todo. En este capítulo también se habla del éxito que Cody y su gente, cosechó en la ciudad de Chicago con motivo del cuarto centenario del descubrimiento de América e igualmente de la contratación, en 1889, del Buffalo Bill´s Wild West Show por parte de los organizadores de la Exposición Universal de París, de la que se sigue hablando en el capítulo siguiente, el tercero, y de su impacto en la sociedad de aquel tiempo, que hizo realidad la llamada Torre Eiffel. y también de la incorporación, en determinados espectáculos, de algo tan detestable como fueron los zoológicos humanos, en donde se exhibían personas de distintas razas y pueblos a las que sometían a toda clase de abusos , vejaciones y prácticas nefastas que se llevaban a cabo de forma habitual y a la vista del público, sin la menor oposición por parte de las autoridades de aquel tiempo. Por desgracia estos hábitos crearon escuela y fueron exportados a otras partes del mundo en donde se mantuvieron hasta fechas relativamente recientes.


En el capítulo cuarto, volvemos con la Torre Eiffel y de su éxito al amparo de la Feria Universal, éxito acompañado por el conseguido por Buffalo Bill en la que la estrella indiscutible fue Annie Oakley que manejaba el rifle como nadie tal como hemos dicho anteriormente. El espectáculo de Cody siguió triunfando en otros países europeos en donde dejaron un recuerdo imborrable. Al final, el paso del tiempo actuó de forma implacable contra aquella forma de vida, incluidos los circos humanos. Lo único que se salvó del derribo, previsto para 1909, fue la Torre Eiffel, a pesar del empeño que para ello pusieron en marcha sus detractores que consideraban que la citada torre era “un artefacto metálico inútil”.

El quinto capítulo habla del pintor Robert Delaunay que estaba fascinado por la Torre Eiffel que reprodujo, de 1910 a 1927, en más de treinta cuadros y dibujos. Delaunay contrajo matrimonio con la ucraniana Sophie Stern-Terk, más conocida como Sonia Delaunay no menos fan de la Torre Eiffel que su marido. Al estallar la Primera Guerra Mundial les cogió en España en donde se quedaron hasta 1921 en que regresaron de nuevo a Francia.

En el capítulo sexto y último, se habla de Gustave Eiffel y de los otros trabajos que desarrolló en países como Perú, Chile, Bolivia, Brasil, Venezuela, México, Ecuador y Estados Unidos. El poeta chileno Vicente Huidobro (1843-1948) se familiarizó desde pronto con estas obras en especial con la Estación Central de Santiago. Huidobro admiraba la figura del Cid Campeador, tal vez por ello al tropezarse con un personaje como el de Buffalo Bill viera en él a un Cid moderno por lo que tuvo la tentación de dedicarle un romance, que ha permanecido inédito hasta nuestros días, pero que ha servido de excusa para que Carlos Pérez haya puesto en marcha los textos del libro motivo de esta reseña. Huidobro también dio vida a un poema sobre la Torre Eiffel que dedicó a su amigo el pintor Robert Delaunay que “pintó” los poemas de la serie Salle XIV.

 Sigue el epílogo que habla de la muerte y funeral de los héroes, en el que se indica que William Frederick Cody, Buffalo Bill, falleció en Denver (Colorado) el 10 de enero de 1917 un día después de haberse convertido a la fe católica. Personalidades varias como el rey Jorge V de Inglaterra, el Kaiser Guillermo II de Alemania y el presidente Woodrow Wilson de los Estados Unidos y otros, dieron su más sentido pésame a la familia. El poeta chileno Vicente Huidobro falleció el 2 de enero de 1948 en Cartagena (Chile) a causa de un derrame cerebral. Fue enterrado de pie en el jardín de su casa con un epitafio en su lápida que decía: “Aquí yace el poeta Vicente Huidobro, abrid la tumba al fondo de esta tumba se ve el mar”.

Carlos Pérez, el autor de la obra, el llamado cronista de la modernidad imposible, nació en Valencia en 1947 y falleció en dicha ciudad el día de Navidad de 2013. Se podía decir muchas cosas de él, pero por mi parte lo que deseo es hablar del momento vivido en una presentación en la que él estuvo en persona a solo pocos días de su muerte. Llegó en silla de ruedas con evidentes señales de deterioro físico, sin embargo no se amilanó por ello y nos echo su discurso de lo más lúcido, permitiéndose incluso, hacer bromas de su situación con el mejor sentido del humor; nos impresionó a todos y ahora a toro pasado todavía más. Carlos no vivió tanto, porque todavía era joven para morir, pero si lo hizo intensamente. Descanse en paz.

Por último nos toca hablar de Dani Sanchis el autor de los collages y de otras cosas, que nació en Denia en 1976; estudió diseño gráfico en la Escuela de Artes y Oficios de Valencia. Montó su propio estudio en 2012 y en octubre de dicho año se sumó al proyecto de Buffalo Bill después de leer el texto confeccionado por Carlos Pérez. Recopiló todo lo que pudo sobre dicho personaje y sobre el mundo que le rodeó, que encontró en rastros, tiendas de viejo e incluso en los contenedores de basura, con lo que realizó collages artesanales e ilustraciones entre otros y también fue el que convirtió en un cómic/tebeo del Oeste el “Manifiesto tal vez” de Huidobro, lo que facilitó el trabajo de Carlos Pérez, e igualmente el de Vicente Ferrer y de todo su equipo, que entre otras muchas cosas, se ocuparon de la tipografía, del cuerpo de letra, calidad y tamaño de las páginas y de la encuadernación.

José María Varona “Che”.
--

lunes, 10 de febrero de 2014

Firma de Jaime Calderón



El viernes día 14 sale a la venta Los caminos del Señor, y el dibujante de la obra, Jaime Calderón, presentará y firmará ejemplares el viernes 14 de Febrero a las siete de la tarde en Fnac Triangle.

¡Avisados quedan!
--

martes, 28 de enero de 2014

La voz que no cesa



La voz que no cesa es el título de la última novela gráfica de Ramón Pereira y Ramón Boldú, que cuenta la corta vida del poeta alicantino Miguel Hernández.

Editada por EDT, cuenta con el prólogo de Joan Manuel Serrat, y la promoción del cómic ya ha empezado en los medios. 

Podéis saber más acerca de la obra en el minuto 36:46 de las telenoticias de BTV, y en otra entrevista que le hicieron a los autores en RTVE.

¡Suerte con el tebeo, Ramones!
--

miércoles, 22 de enero de 2014

Paco Nájera vuelve con Tartessos



El autor andaluz está trabajando en el quinto tomo de la serie, tal y como hemos escuchado en Canal Sur Radio en el programa Milenio que lo dedica a Tartessos.

A partir del minuto 41 podéis escuchar la entrevista al autor. ¡Ya nos frotamos las manos!
--

Translate

Share it

Seguidores

Archivo

 

Noticias AACE. Copyright 2008 All Rights Reserved Revolution Two Church theme by Brian Gardner/Bloganol - Autores de Cómic