viernes, 22 de septiembre de 2006

La cultura del Sr. Francisco Camps.

Aunque habitualmente solemos mantenernos al margen en cuanto a política se refiere (Lo nuestro, evidentemente, es el cómic), o en todo caso en un discreto segundo plano, no podemos evitar comentar lo que nos ha llamado la atención en esta ocasión lo dicho por un máximo responsable político.

Y se trata nada menos que del señor Francisco Camps, Presidente de la Generalitat Valenciana, que haciendo alarde de su vastísima cultura, y en medio de unas declaraciones publicas sobre los presupuestos de la Generalitat, que luego fueron recogidas y publicadas por el diario Levante (De donde recogemos esta información) dejó caer la siguiente perla:

"que estemos llenando los libros de texto", ya que, según explicó, existen dos tipos de política, "la política de los libros de texto y la de los cómics", que, añadió, "distrae y a veces divierte, pero no es seria"

Nos ha llegado al alma Sr. Camps. Alguien de su gabinete debería de haberle dicho que un cómic como "Maus" tiene el premio Pulitzer, que el cómic esta considerado y aceptado en casi todo el mundo como un importante genero literario y artístico, utilizado en comunicación, creación o educación en todos los países desarrollados. Que en el cómic, Sr. Camps, hay libros buenos y libros malos, como en casi todo. Que hay tebeos de aventuras y políticos, cómics sociales y de terror, cómics para adultos y para niños, y que en este país, Sr. Camps, no solo tenemos un buen puñado de autores de cómic que se encuentran entre lo mejorcito del cómic mundial, si no que ademas se prepara la creación del "Premio Nacional del Cómic".

Enlace con el articulo del diario Levante -> Presupuestos

3 comentarios:

Rodriques dijo...

"distrae y a veces divierte, pero no es seria"

....pues no sé si es un comentario crítico viniendo del Sr. Camps, ya que es parte del efecto que produce la política, la de los políticos que no la de los libros, distrae, a veces divierte, desde luego no es seria....cierto es que también a menudo indigna, enriquece fraudulentamente a determinados políticos de forma poco discreta, enfrenta a los ciudadanos entre sí para ganar votos ,entra en sucias guerras por intereses económicos y otras lindezas de las que seguro me olvido, desde luego estamos derrotados de antemano, nunca podrá llegar el autor de comic a ese nivel de desfachatez, corrupción, descaro, prepotencia e indignidad al que han llegado o en el que siempre han estado una buena parte de los políticos en éste mundo, estamos muy lejos de poder conseguir eso y por suerte lo seguiremos estando porque no es eso lo que buscamos los autores de comics.

A malas me quedo con ser distraido y divertido, que no es poco tal y como está el patio.

Anónimo dijo...

peri bueno ¿no tiene camps un asesor que le indique la importancia pedagogica de los comics????
abrazos desde zaragoza para sergio, jaime, bruno, jordi, ...
juan

Luis Amorós dijo...

ya se a quienes voy a no votar, otra vez. ja ja ja
maldito ca....o!